91 631 55 20 info@fisiocantizal.es

Cinco consejos para empezar el año en forma

5 consejos para empezar el año en forma

Enero vuelve a ser el mes de los nuevos propósitos después de un año en el que, quizá, dejamos a mitad de camino aquellos que nos propusimos el año anterior. De una forma u otra, el primer mes del año tenemos la lista preparada de objetivos como pueden ser viajar, ahorrar más, cambiar de trabajo o apuntarnos al gimnasio para empezar el año en forma.

Después de los abusos navideños, recuperar el físico lleva a muchos a inscribirse al gimnasio o realizar algún tipo de deporte con este fin, pero la organización debe ser continua y progresiva si no queremos abandonar a las primeras de cambio. Y es que, a pesar de comenzar con ganas, debemos ser constantes y plantearnos metas a medio plazo, para lo que es necesario coger un hábito de la práctica deportiva.

Debemos elegir un tipo de ejercicio que se adapte a nuestros gustos personales, además de tener en cuenta si padecemos alguna lesión u otra patología que nos impida desarrollar ciertos tipos de deportes o actividades deportivas. La calma y la motivación tienen que ir de la mano para disfrutar y conseguir resultados sin tirar la toalla durante los primeros días.

Por eso, desde Fisiocantizal, os queremos dar algunos consejos para empezar el año en forma haciendo deporte, ya sea en el gimnasio, correr al aire libre, practicar un nuevo deporte o retomar la actividad. Cinco recomendaciones con las que además de disfrutar de lo que hagas, te ayuden a adquirir una buena forma física. ¡Vamos a ello!

 

5 consejos para empezar el año en buena forma haciendo deporte

 

  • Practícalo en grupo: hagas lo que hagas, quizá sea una buena opción poder hacerlo con otras personas. Es más entretenido, más motivante, podrás compartir y apoyarte en ellos en estos primeros días. Sin duda, practicar cualquier ejercicio en grupo aporta muchos beneficios incluso fuera de la propia actividad y nos ayudará a no tirar la toalla y hacerlo de forma continua.
  • Crea hábitos saludables: 30 minutos al día de ejercicio proporcionan el estímulo suficiente a nuestro organismo para crear un hábito sano. Acostúmbrate a ello, por lo menos durante tres días a la semana, dependiendo el tipo de actividad y complementa con una dieta y hábitos saludables. El deporte no lo es todo para estar sano.
  • Progresivamente: adquiere un ritmo en el que vayas poco a poco, sin prisa, pero sin pausa. Para empezar el año en forma y no abandonar al poco tiempo, es necesario marcarnos unos objetivos reales que vayan en aumento. Si sales a correr, por ejemplo, si durante la primera semana quieres llegar a 20 km, probablemente, la siguiente no lo hagas, además de sufrir alguna lesión, pues el cuerpo debe adaptarse progresivamente al ejercicio. Así que ve poco a poco.
  • Elige donde te sientas más cómodo: corre, nada, apúntate al gimnasio, sal en bici… debemos empezar a realizar aquella actividad que más nos motive y nos guste realizar.
  • La continuidad es esencial para estar en forma y que nuestro cuerpo se adapte a cada ejercicio sin sufrir demasiado. Debemos tener en cuenta que, la práctica de cualquier deporte o ejercicio continuado, puede llegar a producirnos lesiones u otro tipo de dolores en nuestros músculos, huesos o articulaciones. Para evitarlo lo mejor es:

– Calentar bien antes y después de cada ejercicio
– Usar ropa y calzado cómodo, adecuado al tipo de actividad
– Si sientes dolor, no fuerces
– Descansa, es necesario al menos un par de días a la semana para recuperarse

Empezar el año en forma es cuestión de plantearlo de manera sana y efectiva sin sobreesfuerzos ni queriendo obtener resultados a los pocos días. Un entrenamiento progresivo y adecuado a cada persona nos llevará a obtener resultados satisfactorios pasado un tiempo prudente. Constancia y continuidad.